Laura Jiménez: vemos un patrón en donde los ciberataques son cada vez más creativos

Este miércoles 20 de marzo se concretó con éxito el primer evento del año organizado por Widefense para presentar ante el sector bancario y retail del país algunas de las soluciones más innovadoras en el área de inteligencia artificial para la ciberseguridad.

 

Como invitados especiales, al encuentro asistieron representantes de la empresa internacional Darktrace, una empresa que se inspira en el sistema inmune del cuerpo humano y usa la inteligencia artificial para asegurar la disponibilidad, confidencialidad e integridad de los datos.

 

Tras el evento, Laura Jiménez, quien ha trabajado por más de cinco años en la industria de tecnología y actualmente se desempeña como gerente regional para Latinoamérica de Darktrace, compartió su visión sobre el impacto de las nuevas tecnologías en el país y cómo deben proteger su activo informático las empresas.

 

¿Qué tan listo está Chile para la implementación de la Inteligencia Artificial?

Las empresas están teniendo muchísima más consciencia para tener mejores herramientas de ciberseguridad. En ese aspecto están buscando cosas que sean mucho más innovadoras. ¿Por qué? Porque lo que conocemos como lo tradicional, como hemos visto con los ataques a nivel latinoamericano tanto en México como en Chile, no es suficiente. Entonces lo que viene para el siguiente nivel son herramientas innovadoras que utilizan inteligencia artificial.

 

Claramente hay muchos tipos de inteligencia artificial, pero herramientas como las que ofrece Darktrace son muy fáciles de implementar y pueden ofrecer un gran potencial a los clientes. Nosotros llevamos ya cinco años en el mercado -dos de ellos en Latinoamérica- y hemos visto que genera muchísimos beneficios a las empresas.

 

¿Qué diferencias encontramos entre los ciberataques y las amenazas registradas en 2018 y las que se pronostican para este año?

Lo que estamos viendo es un patrón. Observamos que los incidentes van evolucionando al punto de que no son simplemente un ransomware, sino que lo que tratan de hacer los atacantes es afectar el buen nombre de la compañía. A eso nosotros lo llamamos ataques a la confianza. Se trata de atentar contra la reputación de una empresa para que sus clientes no se sientan seguros al contratar los servicios.

 

También estamos viendo que los ataques están llegando cada vez más al área del Internet de las Cosas (IOT, por sus siglas en inglés). De hecho en el último reporte de 2018 evidenciamos cómo a través de un locker inteligente en un parque de diversiones los atacantes estaban tratando de infiltrarse y robar información.

 

Así, identificamos un patrón en donde los atacantes son cada vez más creativos y usan inteligencia artificial para lograr sus objetivos. La única manera de combatirlos es usar las mismas herramientas y estar tres pasos por delante de ellos.

 

¿Cómo puede la alianza entre Widefense y Darktrace ayudar a las empresas a proteger su activo informático?

Darktrace es una solución muy potente que apoya al cliente mediante el uso de la inteligencia artificial y siempre va a necesitar de un aliado que pueda dar soporte, conocimiento y sumar experiencia.

 

Estamos trabajando fuertemente con Widefense para que sean nuestros aliados a la hora de ir a un cliente. La idea es que las empresas no solamente tengan acceso a las herramientas, sino que también a la experiencia y el conocimiento de una entidad como Widefense que tiene muchos años en el mercado de la ciberseguridad y puede aportar todo el análisis y la asesoría necesaria.

 

Lo que hace Darktrace es aprender el comportamiento formal de la red y mostrarle a los clientes cuáles son las cosas inusuales que están sucediendo basadas en esa información, pero siempre hay que tener un poco de contexto y tiene que haber una persona observando y tomando acción sobre todo lo que ocurre. Ahí es donde Widefense es nuestro gran aliado.

 

¿Qué diferencia a Darktrace de otras soluciones?

Nosotros no utilizamos ni firmas ni reglas, sino que nos basamos en un machine learning no supervisado. Esta herramienta se conecta a un puerto espejo y empieza a aprender todo lo que está viendo, detecta cualquier dispositivo que se conecte a la red, crea un patrón de vida,  empieza a conocer la base normal de este aparato y basado en ese aprendizaje que dice cuáles son las cosas extrañas que están sucediendo.

 

No es una tecnología que se esté comparando con otras empresas o anomalías. Lo que está haciendo es basarse solamente en lo que ve en la red y a partir de eso me dice: “yo que te conozco, tras todo el tiempo de aprendizaje, puedo decirte que esto y aquello está ocurriendo en tu empresa”, y por eso es que somos líderes en inteligencia artificial.

 

¿De qué manera las empresas y público en general pueden estar preparados ante ciberataques?

Lo que nosotros recomendamos es tener al menos políticas básicas de seguridad, siempre estar pendientes de dónde vienen los correos, dónde se están poniendo los datos y las tarjetas de crédito, que no me esté conectando a redes de cafés que no son seguras, etcétera.

 

Nosotros recomendamos esto porque el factor más frágil de afectación en una compañía es el humano. Precisamente Darktrace logra ofrecer visibilidad de lo que es la parte interna, que es lo que -ahora- en términos de seguridad no existe. Esta solución permite saber qué es lo que está pasando con los dispositivos y si los usuarios, ya sea conscientemente o no, de pronto recibieron algo que puede comprometer la seguridad de la empresa.

 

Finalmente, ¿qué los llevó a elegir a Widefense como aliado?

Los aliados de valor que nosotros estamos buscando para distribuir localmente las herramientas son empresas que tienen mucha experiencia en ciberseguridad, conocimiento y -sobre todo- que los clientes puedan confiar en el buen trabajo que se está haciendo.

 

Por lo anterior, consideramos que Widefense es una empresa que lleva ya muchos años en el mercado y que es muy reconocida en temas de ciberseguridad y eso nos da a nosotros el respaldo de que la solución tendrá un muy buen soporte local y que podemos trabajar mano a mano con ellos.